lunes, 22 de febrero de 2010

El durazno y sus derivados llenan Arbieto y abundan en esta época en el Valle Alto


Al menos 800 productores de durazno participaron ayer de la Feria de Arbieto “La verdadera feria del Valle Alto” en su décima segunda versión.
El durazno y sus derivados fueron la atracción de cientos de visitantes que viajaron 35 kilómetros para degustar de esta fruta dulce, jugosa y agradable para el paladar.
La actividad estuvo acompañada de buena música con la participación de grupos folklóricos como los Kjarkas, Semilla, Jalkas y la Orquesta Vavi Zacli.
Aunque también estaba previsto contar con la presencia del presidente de la República, Evo Morales, la autoridad no se presentó en este lugar, sólo algunos dirigentes y candidatos por el Movimiento Al Socialismo (MAS).
La seguridad estuvo a cargo de militares y policías que permitieron a los asistentes transitar con más libertad y de forma organizada para disfrutar de todos los atractivos que tiene esta población.
El alcalde de Arbieto, Crescencio Soto Amurrio, junto a los funcionarios municipales prepararon hasta los últimos detalles de esta feria para garantizar que los visitantes se sientan cómodos y disfruten del durazno, una fruta propia de esta región y que se produce en el Valle Alto cochabambino. Las siguientes semanas se realizarán ferias similares en Punata, Tarata y otros municipios que también se dedican a la producción de esta fruta.
Si bien los productores comercializaron el durazno directamente al consumidor, hubo muchos reclamos por los altos costos que se ofertaron. Lamentaron que en las ferias -donde se espera que los precios sean más bajos- sea todo lo contrario y haya más especulación. Otros también destacaron que como consumidores pudieron escoger el producto a su gusto sin intermediarios, lo que hace especial a estas ferias provinciales. Entre los derivados que se ofrecieron estuvo la chicha de durazno, el licor, mermelada, entre otros, además de los diferentes platos típicos de Arbieto como son el lluspichi, pescado, choclo con queso, lawa de cholo.
En Arbieto se estima un cultivo de más de 200 hectáreas de plantas de distintas variedades y edades. Cada una rinde al menos tres cajas de durazno que juntas pesan de 75 libras.

Fuente : http://www.opinion.com.bo/Portal.html?CodNot=89170&CodSec=5